Aprendizajes mediante el juego y su importancia en la primera infancia

Durante estos meses de encierro y confinamiento se ha visto aún más latente la necesidad de que los niños más pequeños, la llamada primera infancia, interactúen, experimenten, jueguen y se desarrollen al aire libre, con sus pares y en entornos diferentes a los de su propio hogar. La pregunta parece ser, por qué es tan importante y necesaria esta experiencia, más allá de la sociabilización y la canalización de la energía desbordante de los niños y niñas.

 

El juego libre es aprendizaje

El juego libre, ese natural que les permite desarrollarse íntegramente, es fundamental en el aprendizaje, ya que lo ayuda a experimentar y generar millones de conexiones neuronales en el proceso. Pero para que el juego libre se desarrolle óptimamente, es importante que los espacios sean seguros y amigables, para que puedan expresarse sin miedo y/o accidentes.

El desarrollo de la función motriz de los niños va desarrollándose en función con el mundo que los rodea, ayudándolos a perfeccionar desde los movimientos y reflejos, la coordinación muscular, postura, desplazamiento, entre otras acciones. Claramente, parte de este proceso se da en casa, en un ambiente seguro y contenido, pero también es necesario que los infantes exploren otras situaciones, conozcan la naturaleza, desarrollen habilidades, destrezas propias que en su hogar no pueden realizar.

Mundo Activo, durante todos estos meses ha estado preparando plazas, parques, patios de juegos y colegios para apoyar el retorno seguro, con mobiliario que fomenta el aprendizaje y desarrollo de sus habilidades. El compromiso es otorgar los mejores espacios de interacción y aprendizaje, por lo que cada juego está catalogado con las destrezas y/o habilidades que ayuda a potenciar, parte de estas son:

  • Social: permite la interacción de los niños, promoviendo la comunicación, respeto y la integración.
  • Físico: fomenta el movimiento para combatir el sedentarismo y generar una condición física saludables.
  • Lingüístico: Ayuda a fortalecer y desarrollar la comunicación, además de las habilidades del lenguaje, a través de la interacción entre los usuarios.
  • Matemático: El juego dispone de las bases para promover la resolución de problemas prácticos y abstractos, así como estrategias a través del juego.
  • Creativo: Juego temático que permiten a los usuarios poder crear, imaginar y fortalecer sus áreas cognitivas e innovadoras.
  • Sensorial: Los niños o usuarios pueden realizar diversas actividades que permitirán integrar sus áreas sensoriales y perceptivas.
Compartir

Los comentarios estan cerrados.